Blogs

Jorbasmar

Cosas de Jorge

Sueño, ese gran desconocido.

Como veis, sigo con el norte perdido…. hoy (y creo que os castigare mas dias con este tema) se me ha ocurrido escribiros, sobre los sueños, soñar, recordar o no recordar los sueños…etc.

Este tema, lo veo tan interesante que lo desarrollare en varios post, aunque no seran seguidos, incluso realizare un experimento personal, el cual realice hace muchos años, asi comprobare si los resultados son similares a los que obtuve o no.

Para empezar diremos que la palabra sueño viene del latín somnus.

Las personas solemos dormir entre 6 y 8 horas cada dia (yo cerca de 10, casi como los bebes).

Curiosamente es algo en lo que no pensamos, simplemente tenemos sueño y nos vamos a dormir, pero creo que deberiamos prestarle mas atención a ese monton de horas que nos desconectamos del mundo y reposamos.

A parte de que los sueños se dividen en varias fases de 90 minutos (tema en el que despues profundizaremos) el sueño incluye el soñar (este sera el punto que desarrollaremos largo y tendido en futuros post).

Paso brevemente a describir las distintas fases del sueño que se dividen en 5 etapas, todas ellas de unos 90 minutos:

-La etapa 1 y 2 son consideradas de sueño ligero

-La etapa 3 y 4 considerada de sueño profundo

-La etapa 5 o de REM (en ingles “movimientos oculares rapidos”)

Hay que hacer constar que todas las etapas del sueño tienen sus minutillos REM (es cuando soñamos), siempre al final de la etapa del ciclo de 90 minutos.

Aproximadamente los ciclos duran 65 minutos de sueño normal (no REM) y unos 20 minutos de estado REM, los 5 minutos restantes no estamos realmente durmiendo, es el estado en el que nos despertamos con mas facilidad si somos molestados por calor, luz, ruido, frio, etc….

Bueno por hoy ya hay bastante rollo, otro dia continuamos……

Ahora el chiste:

Un niño de 35 años le dice a su madre:

– Mamá, mamá, he tenido un sueño horroroso. Se trataba de que estaba toda la casa llena de sal y en la siguiente imagen salías tu dándome de mamar a mi. No es que esté preocupado, pero me parece un sueño muy extraño.

– Hijo, de los sueños no tienes que preocuparte, basta con saber interpretarlos y quedarte con el mensaje.

– Y, en este caso, ¿cuál sería el mensaje, mamá?

– Muy sencillo, hijo mío:

¡Sal de casa, mamón!!

Temas

Temas variados, desde economía y chistes hasta recetas de cocina.

Sobre el autor


agosto 2009
MTWTFSS
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31