El asunto Rubianes | Divergencias - Blog elcorreo.com

Blogs

César Coca

Divergencias

El asunto Rubianes

Rubianes_01.gif

Es el escándalo de estos días. El actor y director Pepe Rubianes ha retirado una obra sobre García Lorca y Rosales (o se la han retirado, que cada vez tengo menos claro lo que ha sucedido) a cuenta de unas declaraciones realizadas hace unos meses a la televisión catalana.

Vayamos por partes. Antes de nada, voy a reiterar algo que me parece
innecesario, pero por si acaso. Como ya he dicho en este blog en alguna
otra ocasión, me parece que la libertad de expresión es un bien imprescindible. Sin ella no puede hablarse de democracia verdadera.

También he dicho, y reitero, que la libertad de expresión debe ir siempre acompañada de una dosis de respeto. Más por las personas que por las ideas, porque, la verdad, a mí hay ideas que no me parecen en absoluto dignas de respeto.

A partir de aquí, qué ha sucedido. Primero, que Rubianes hace unas declaraciones absolutamente brutales en una entrevista en la televisión catalana. El espíritu de lo que dijo es compartido por muchas personas. Ahora bien, hay formas y formas de decirlo.
Y Rubianes no tiene derecho a decir que se le calentó la boca. Eso
puede sucederle a alguien sin experiencia de hablar en público. Pero
nunca a un actor con una larga carrera.

Luego viene la rectificación. Hay quien dice que suena a falsa. Puede. No lo sé. Me aseguran que Rubianes es un bárbaro y que todo es auténtico: su calentón y su rectificación. Concedámosle al menos el beneficio de la duda.

Pero eso nada tiene que ver con la obra que pone en escena.
La obra no debe ser cancelada porque su máximo responsable sea un tipo
dado a los excesos verbales y al insulto. Al hacerlo se rebasa un
límite peligroso.

Y no hay que olvidar la hipocresía de algunos políticos. No diré de todos porque sería injusto. Voy a plantear una hipótesis:
supongamos que, en otra entrevista, Rubianes (o cualquier otro
director-actor) dice lo que dijo pero en vez de españoles habla de
catalanes, vascos, andaluces, gallegos, castellano-leoneses… ¿Sería
Rubianes contratado por un teatro público catalán, vasco, andaluz,
gallego  o castellano-leonés para poner en escena una obra sobre
Lorca y Rosales?  O que hablara de franceses o alemanes. ¿Le
contrataría algún teatro público de esos países? No son preguntas
retóricas. No sé lo que sucedería. Sólo trato de contextualizar un poco lo sucedido.

Temas