El otoño de las castañas

Comentarios desactivados
MOBILIARIO URBANO  Ángel Resa

Ya ha llegado el otoño y el muy inquilino avisa que viene para quedarse tres meses, aunque en Vitoria las fronteras divisorias de los cuadrantes meteorológicos se difunden como una moral libertina. No hay más que recordar el último julio que decidió hermanarse con noviembre y aquel viejo proverbio que reducía las estaciones de esta ciudad a dos: el invierno y la de Renfe. (+)

 

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More

Comments are closed.

elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.