Blogs

lurdes y mertxe

Esto va de sexo

Disfunción eréctil y diabetes

En la mayoría de los post os hemos hablado de las causas psicológicas que subyacen a algunos de los problemas sexuales que vemos en el día a día de la consulta, hoy nos gustaría centrarnos en la diabetes como uno de los factores de riesgo de la impotencia masculina.

Por supuesto existen distintas enfermedades que pueden dificultar o incluso impedir la erección, y por supuesto dependerá del grado en que curse en ese momento la enfermedad. Por nombraros varias de estas enfermedades os citamos las siguientes: hipertensión, afecciones cardíacas, problemas circulatorios, afecciones tiroideas, niveles bajos de testosterona, lesión en la médula espinal, daños nerviosos, trastornos neurológico, colesterol, tabaquismo, alcoholismo, stress, depresión y cómo no “nuestra protagonista” de hoy La Diabetes.

Tuvimos un profe que siempre nos decía en el master “el diabético más feliz es áquel que lo asume y no lucha por negar la enfermedad. Son los diabéticos que más dulces toman y con menos riesgos”. Estamos de acuerdo. Gastemos la energía de forma positiva, o sea, tratando de no empeorar y si se puede mejorar.

¿Pero qué es lo hace la diabetes? Pues bien, cuando no es controlada adecuadamente se van dañando los vasos sanguíneos, las arterias y las venas con lo que la erección se ve deteriorada. Si a eso le sumamos que muchos diabéticos presentan miedo a perder la erección, con lo cual aparece la angustia, la inseguridad y el miedo a fallar, o lo que nosotras denominamos ansiedad de rendimiento… tenemos un coctel….

En aquellas ocasiones en que la diabetes no está controlada, se pueden dar episodios aislados de pérdidas de la erección, que desaparecen ante el buen tratamiento farmacológico, o ante el seguimiento de una dieta adecuada (algo muy importante en este colectivo… y ¡en los demás!) . Pero, también hemos visto algún caso en que este problema sexual ya no es reversible y se precisa de cirugía.

Así, los tratamientos mas comúnmente usados para resolver esta pérdida de la erección son:

Por un lado están las pastillas: Sildenafil, Tadalafil, Vardenafil). O sea, Viagra, Cialis y Levitra.

Tenemos también la cirugía venosa: consiste en cerrar los puntos venosos por donde se escapa de forma rápida la sangre, no pudiendo mantenerse la erección.

Implante de prótesis peneanas: se implantan dentro de los cuerpos cavernosos del pene dos cilindros de silicona para recuperar la rigidez eréctil y permite conservar la sensibilidad y el orgasmo y, por supuesto, la eyaculación.

Bueno, pues por hoy es todo, amigos y amigas.

Temas

Por Lurdes Lavado y Mertxe Gil

Sobre el autor


junio 2010
MTWTFSS
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930