Seis de Seis

Los jugadores del Athletic saltan a Anoeta arropados por una marea rojiblanca / Foto: elcorreo.com

Seis de seis, lograr dos victorias en los dos primeros partidos parece el arranque perfecto a una temporada. Y es cierto que de mejor manera no se puede empezar, ¿o tal vez si? Esta claro que queda mucho margen de mejora, y que a pesar de que el juego no ha terminado de llegar, los resultados lo están haciendo.

 

Ayer tocó viajar a Donosti para disfrutar del primer partido como locales. Esperemos que para dentro de tres semanas tengamos listo nuestro nuevo hogar, que la verdad es que hay muchas ganas de poder disfrutarlo. Vencimos a Osasuna 2-0, sufrimos y mucho, con un segundo gol que no terminaba de llegar, a pesar de las numerosas ocasiones de las que dispusimos. El equipo no termina de asentarse en el campo, y se nota al ver a jugadores totalmente desubicados. Me llama especialmente la atención el caso de Iturraspe al cual veo fuera de lugar y del equipo, en los próximos partidos con la llegada de Mikel Rico.

 

En el día de ayer Valverde hizo debutar a dos nuevos leones, se estrenaron en partido oficial Iago Herrerín y Enric Saborit. En el caso del cancerbero las molestias con las que concluyó el partido de “Pucela” Iraizoz, le abrieron la puerta de la titularidad. Jugo un buen partido, mostro alguna inseguridad en ciertas salidas tras varios saques de esquina del cuadro navarro, pero por lo demás mostro solvencia. En el caso de Saborit, lo paso francamente mal en los primeros minutos del partido, Sisi le dejo la cadera al borde de la rotura terminal en un par de jugadas, con el paso de los minutos se fue serenando, aunque mostro ciertas carencias que debe mejorar. Mencionar la gran actitud defensiva que mostro Muniain, que libero de mucho trabajo al catalán, tal vez de demasiado.

 

El equipo no termino de carburar, Osasuna fue superior en el centro del campo, algo que no debería ocurrir cuando jugamos con cinco centrocampistas, pero que fue así. Algo que me llamo la atención para mal fue el partido de Aduriz, estuvo peleado con el mundo, más ocupado en protestarle a Muñiz “Gominas” Fernández que de presionar y ganar balones por alto como nos tiene acostumbrados.

 

Lo mejor de ayer fue una vez más la afición con el masivo desplazamiento a Donosti, 20.000 Athleticzales, en viernes grande de Bilbao y a las diez de la noche. Uno de estos horarios vergonzosos a los que nos tienen sometidos el señor Tebas y el resto de la lacra que maneja el cotarro del fútbol español.

 

Ahora tenemos una semana para preparar el partido del domingo a las doce del mediodía en el Santiago Bernabeu, nos enfrentamos al Real Madrid, y ya va siendo hora de que volvamos con los tres puntos.

 

Antes de acabar con estas líneas desearles suerte a Iñigo Pérez y a Jon Aurtenetxe en su año fuera del Athletic, el primero en Mallorca y el segundo en Vigo, espero que gocen de los minutos que merecen y que puedan volver el año que viene a la disciplina rojiblanca.

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.