Ir al contenido

Jarabe de palo – Depende

2017 mayo 13

No sé si mis hombros podrán soportar la responsabilidad que me genera escribir sobre ‘Depende’. El análisis de esta canción de Jarabe de Palo me lo sugirió una persona que no conozco, a la que quizá jamás vea, pero que el intercambio de varios emails me retrata con segura certeza. Sus palabras bastan para descubrir una sensibilidad innata, un sentimiento que seguro ha extraído en gran medida de la música. Por lo tanto, ya tenemos mucho en común.

Gracias a ‘Depende’ mi amiga desconocida recuerda a seres queridos –unos presentes y otros desaparecidos– allá en su Mallorca natal. Sufre, pero al mismo tiempo disfruta con los pensamientos positivos que seguro precedieron a los negativos y que, además, los superaron en intensidad. Esos a los que ella recurrirá cuando quiera retrotraerse a lo que fue y ya no es. O sí lo es, porque la mente siempre inmortaliza las emociones que esculpieron mensajes perennes en nuestros corazones.

El camino fácil para emprender la tarea, quizá también el más periodístico, sería aquel que condujera a centrar este escrito en Pau Donés, líder de la banda autora de ‘Depende’, y su calvario. Sin embargo, poco puedo aportar si penetro en esa senda. Creo, además, que ni mi lectora ni el propio autor lo querrían. Me limitaré a señalar que las enfermedades también dependen de cómo se afrontan. Cambia la forma de ver las cosas y las cosas cambiarán de forma. Aunque parece que actualmente para la opinión pública el segundo apellido de Donés sea cáncer, ello no logra ocultar la grandiosa faceta artística del cantautor aragonés criado en Barcelona.

Decir la palabra ‘depende’ sin acordarse de esta canción es imposible y cualquier referencia a ‘Depende’ debe comenzar con una pregunta: ¿de qué depende? No tenemos la oportunidad de cuestionárselo al propio autor, pero su respuesta no se desviaría mucho de lo elemental. Siempre depende de cómo tú lo mires, del momento, de tu ánimo, de tu estado…

Creo que Donés pretende huir de las verdades absolutas y para ello escribe este himno a la relatividad, a la ambigüedad… y al mismo tiempo rinde culto a la actualidad, el factor que finalmente resulta determinante en cualquier faceta de la vida. Hasta los dogmas resultan cuestionables en una sociedad tan cambiante y tan voluble, siempre bajo del arbitrio del ser humano, por naturaleza inestable, aunque algunos de sus ejemplares traten de disfrazarse con un traje de firmeza que en el fondo no es sino un ropaje endeble.

Contra los absolutismos

‘Depende’ es un canto contra los absolutismos, contra las verdades incuestionables y contra la sordera de quienes imponen sus ideas sin pensar jamás que existen otras distintas y, por supuesto, sin escuchar lo que tienen que decir los demás. En el fondo, hablamos de un mensaje cargado de profundidad y trascendencia, pese a que el título de la canción sugiera cierta banalidad.

La importancia está en el punto de vista y, sobre todo, en la admisión de que existen diferentes enfoques y de cómo todo depende de ellos. Y ninguna palabra mejor que ‘depende’ a la hora de resumir estos axiomas. Es la especialidad de Donés, gran cultivador de las palabras con significado pleno que no precisan de la compañía de otras para componer un mensaje.

Porque él sí que ha aprendido a relativizar. La vida le ha obligado a ello. A mirar al futuro desde una clave positiva. A dibujar una sonrisa en cada faceta de la vida. A aprender de todas las experiencias, hasta de las malas, que ha vivido en demasía. A su cáncer le antecedió el suicidio de su madre cuando él era un adolescente de 16 años. Fue entonces cuando, según confesó en una entrevista, «el sentido de la vida cobró la importancia que en realidad tiene».

‘Depende’ también es todo un tratado de filosofía, la ley de la relatividad de Einstein hecha canción, y resuelve muchos de los interrogantes que los grandes pensadores se han hecho a lo largo de la historia de la humanidad. Todas las preguntas serían baldías si admitiéramos que todo depende de quién y cómo lo mira. Sería el fin de muchas discriminaciones y no habría una única verdad. Sino el entendimiento.

LETRA

Que el blanco sea blanco
y que el negro sea negro,
que uno y uno sean dos
porque exactos son los números… depende

Que aquí estamos de prestao,
que hoy el cielo está nublao,
que uno nace y luego muere,
y este cuento se ha acabao… depende

Depende, de qué depende,
de según como se mire todo depende

Qué bonito es el amor,
más que nunca en primavera,
que mañana sale el sol
porque estamos en agosto… depende

Que con el paso del tiempo
el vino se hace bueno,
que todo lo que sube baja
de abajo a arriba y de arriba a abajo… depende

Que no has conocido a nadie
que te bese como yo,
que no hay otro hombre en tu vida
que de ti se beneficie…….. depende

Que sí quiere decir sí
cada vez que abres la boca,
que te hace muy feliz
que hoy sea el día de tu boda… depende

VÍDEO

La sencillez de la canción se extiende también al videoclip que le dio soporte icónico. Tres cuartas partes de sus cuatro minutos y medio de duración se desarrollan en blanco y negro. El color solo se incorpora a la producción en el tramo final. Blanco y negro, tan opuestos como complementarios, en un intento de trasladar, según consideran algunos, la metáfora de la moneda, cara y cruz.

ANÉCDOTA

Pau Dones, al hablar de ‘Depende’, reveló que recibió una carta antes de un concierto en la que una chica le contaba que despertó del coma cuando escuchaba por primera vez el tema al que hoy dedicamos estas líneas.

La misiva narraba una historia de superación, aunque la autora se mantuvo en el anonimato. «No puso ni su número ni nada, porque no quería que le contactara, solo contármelo», relató el autor.

ÉXITO

Todas sus experiencias personales las volcó Donés en ‘Depende’, un tema redondo que en 1998 nos trasladó cabalgando sobre un ritmo beat de influencia latina tan acelerado como la tranquilidad del mensaje lo permitía. La combinación del dogma y la música desembocaron en una canción emblemática, feliz pero con trasfondo serio. Era muy complicado repetir el éxito de ‘La flaca’, pero Jarabe de Palo lo logró. Ambas canciones sustentaron su consagración artística.

Bajo la producción de Joe Dworniak, ‘Depende’ obtuvo de inmediato el reconocimiento del público, quizás porque era una composición distinta a las que se extendían por el panorama musical español de su época. También la crítica reconoció su verdadero capital artístico y la galardonó con el Premio Ondas al mejor vídeoclip del año, la nominó para los Grammy latinos y la concedió el reconocimiento Carlos Gardel argentino.

Su emulsión de tranquilidad, de calidez, atrajo no sólo a sus seguidores habituales, sino que generó muchos nuevos. El secreto estuvo en ofrecer una canción «directa, sencilla, sin mayores pretensiones. Música de medio tiempo y letras con mensaje, fruto de 31 años de sol y sombra», como el propio Donés confesó.

VERSIONES

La repercusión del tema traspasó las fronteras españolas y alcanzó el mercado ITALIANO con ‘Dipende’, que llegó en 2000.

En 2010 Jarabe de Palo regrabó ‘Depende’ en versión AFRICANA. Con el nuevo título de ‘A glonendo’ el grupo de Dones interpretó la canción en el idioma bambara junto a niños de Mali. El objetivo era recaudar fondos para la ONG Voces, que trabaja en el país africano y que por entonces pretendía construir una nueva escuela en Sangarebougou (Bamako).

Incluso el grupo transalpino MODÀ incorporó la pieza a su repertorio en 2013.

‘Depende’ formó parte de inmediato de la cultura popular y, como tal, se convirtió en un tema muy interpretado en los distintos concursos televisivos cazatalentos de ambos lados del Atlántico. En España fue Jaume Mas el encargado de cantar la composición junto con los propios integrantes de Jarabe de Palo en una emisión de ‘LA VOZ’.

BIOGRAFÍA

Aunque existía una trayectoria anterior con otras denominaciones, JARABE DE PALO comenzó a hacerse con un nombre después del verano de 1996. El éxito fue relativo hasta que, ya en 1997, un spot publicitario que eligió para su sintonía la canción ‘La flaca’ lanzó al estrellato al grupo de Pau Donés (voz y guitarra) –un aragonés residente en Barcelona amante de la música popular–, Toni Saigi (teclados), Alex Tenas (batería), Jordi Mena (guitarra), Mariá Roch (bajo) y Daniel Forcada (percusión).

Inicialmente su estilo recordó al de Juan Perro, alías de Santiago Auserón, antiguo líder de Radio Futura, pero pronto ‘La flaca’ y Jarabe de Palo tuvieron identidad propia. La cadencia y el ritmo de la canción dedicada a una cubana que el autor conoció en la isla del Caribe, con la que el grupo se dio a conocer, se hizo familiar y ya nadie puede olvidarla. Así llegó al número uno a ambos lados del Atlántico y se convirtió en un fenómeno de masas, cosechando numerosos premios. Quizá fue el tema de aquel verano, consiguiendo vender más de cinco millones de copias.

De inmediadto Jarabe de Palo fue reclamado desde todo el territorio español y Latinoamérica. Con un repertorio reducido dieron cientos de actuaciones, siempre sostenidos por ‘La Flaca’, la canción que todos querían oír.

Pero, poco a poco, con claras influencias de Bob Marley, Antonio Machín, los Beatles o The Rolling Stones, fueron llegando otros temas como ‘El lado oscuro’, ‘Desamor’, ‘Grita’, ‘Quiero ser poeta’ o ‘Vuela’, que demostraron que Jarabe de Palo era un corredor de fondo, no un sprinter veraniego, que había llegado para enraizar en la esencia irreverente del pop-rock.

Tras la repercusión de su trabajo de debut, Jarabe de Palo se empeñó en demostrar que no se trataba de una banda de un solo éxito. Con esa idea lanzó ‘Depende’, primero el single y luego el LP, en 1998. Recurrió para su producción a Joe Dworniak, bajo cuyas órdenes durante dos meses grabó los temas en los estudios Moody de Londres.

Fusiones

De nuevo su trabajo surgió de fusionar varios estilos musicales y, de nuevo también, llegaron los galardones y el premio del mercado con un disco de platino al vender más de 400.000 copias. Además de ‘Depende’ el CD contenía grandes productos como ‘Vive y deja vivir’, ‘Realidad o sueño’ o ‘Duerme conmigo’.

A finales de 2000 Jarabe de Palo vuelve a meterse en el estudio para que con el nuevo año llegara a las tiendas ‘De vuelta y vuelta’, más melódico y armónico pero con igual aceptación entre los seguidores de la banda. De esta obra destacan temas como ‘Completo incompleto’, ‘Tiempo’ o ‘De vuelta y vuelta’. La banda estaba en lo más alto de su esplendor. Incluso fue invitada por Luciano Pavarotti a una gala benéfica para obtener fondos para Afganistán.

Luego llegaron los recopilatorios y hasta 2004 la productividad del conjunto de Pau Donés no se plasmó en una nueva obra. ‘Bonito’ surgió con un sonido mas acústico y acompañado de melodías gitanas junto con ritmos de batucada. Fue presentado en Italia antes que en España, sobre todo por la aceptación que trabajos anteriores habían tenido en la península transalpina.

Por su parte, ‘Un metro cuadrado’ arribó en 2005, con letras más elaboradas y ritmos similares a los de sus inicios. Luego sigue una nueva recopilación, ‘Completo incompleto’, y dos años más tarde ‘Adelantando’, que compitió en los Grammy Latinos.

En 2008, ya con propia discográfica, Tronco Records, comenzó a circular por internet la producción ‘Rarezas’ y la banda refunde su nombre en Jarabedepalo para lanzar ‘Orquesta reciclando’ como el primer libro-disco de su carrera, que rápidamente se coloco en los puestos de cabeza de las listas de éxitos.

La nueva década se abrió con ‘¿Y ahora qué hacemos?, cargada de un humor muy poderoso y estridente, un proyecto más rockero en el que participaron invitados como Joaquín Sabina, Alejandro Sanz, Antonio Orozco o Carlos Tarque, de MClan. Fue muy bien recibido por sus seguidores, que llenaron todos los conciertos tanto en la península como en América hasta finales de 2012.

2013 lo dedicó Jarabedepalo a una gira bautizada como ‘Conciertos a piano y voz’, en la que ofrecían al público las canciones de amor más conocidas de su carrera interpretadas junto al pianista Jaime Burgos. Ese año el grupo de Donés se presentó por primera vez ante el público asiático, en Tokio, para terminar con otra gira por Latinoamérica.

Su noveno trabajo, ‘Somos’, arribó en 2014, mientras que el siguiente ejercicio la banda lo dedicó al ‘Tour Americano 2015’. A finales, Donés anunció que le habían operado de un cáncer de colon y canceló más de treinta conciertos.

Volvió a los escenarios hace unos meses con su nuevo proyecto ‘50 palos’, compuesto por un disco, un libro y una gira.

elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.