Ir al contenido

Cerrado por abducción

2014 abril 16
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

Cerrado por abducción.

Después de diez años y medio, necesito tomarme un descanso mental y recuperar fuerzas para ver, entre otras cosas, si soy capaz de sacar adelante otros proyectos. Seguiré escribiendo sobre pensamiento crítico y pseudociencia, pero -a no ser que cambie mucho la situación en unos días, cosa improbable- no aquí ni con la periodicidad habitual en los últimos años.  Ha sido una decisión difícil, a la que he estado dando vueltas desde hace meses. Puede que este blog resucite en unas semanas o meses; puede que no. Muchas gracias por su atención y tengan cuidado ahí fuera. Les echaré de menos.

Un congreso de médiums y cazafantasmas, en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria

2014 abril 14
Comentarios desactivados

Médiums, cazafantasmas, buscadores de psicofonías, sujetos que enseñan a conectar con “nuestra esencia divina”… Es parte del plantel de participantes en el III Congreso Nacional del Misterio, que se celebrará en el paraninfo de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC) el 7 y 8 junio. Un encuentro del que me he enterado gracias al escéptico Ricardo Campo, tan escandalizado como yo porque una universidad acoja un acto dedicado a la difusión de la anticiencia y la superstición.

Cartel del III Congreso Nacional del Misterio.El organizador del Congreso Nacional del Misterio es Ulises Acosta, un muy crédulo promotor turístico canario. “Me encantan todos los temas relacionados con nuestros antepasados, misterios egipcios, mayas, etruscos, cualquier civilización que guardó sus secretos, me apasiona. Por otro lado, soy un enamorado de todos los casos de poltergeist que te puedas encontrar, avistamientos de ovnis y experiencias cercanas a la muerte”, decía el año pasado. Después de una primera edición en un palacio de congresos en San Bartolomé de Tirajana y una segunda en un teatro de Telde, ha conseguido que entren en la universidad unas jornadas que se abrirán en la madrugada del 7 de junio con la emisión en directo de Espacio en Blanco, el programa pseudocientífico de Miguel Blanco en Radio 1.

El cierre del encuentro correrá a cargo de Marilyn Rossner, médium canadiense que ya celebró en 2009 una sesión espiritista en el paraninfo de la Universidad de Castilla-La Mancha en Albacete. Rossner tiene la misma fiabilidad que cualquier otro médium: ninguna. El espiritismo moderno -con sus trucos- nunca ha engañado a nadie más que a quienes se han querido dejar engañar, y esta supuesta dotada tampoco. Como profeta, sus aciertos son equiparables a los de Aramís Fuster y otros destacados representantes del gremio con los que comparte el gusto por un vestuario atroz. “Enormes cambios en Japón. Cinco de los nueve países de Oriente Próximo se unen. Australia… inesperados… cambios. Orad por el pueblo de Egipto. Orad sin cesar. No tengáis miedo. No tengáis miedo”, auguró en un encuentro paranormal en junio de 2003. No dio ni una y nada dijo, por supuesto, de los atentados de Madrid y Londres, del tsunami del Índico y de tantas desgracias que sí han ocurrido desde entonces y cuya previsión podía haber salvado cientos de miles de vidas.

Además de Blanco y Rossner, intervendrán, entre otros destacados abanderados del mundo del misterio, Sol Blanco Soler, miembro del equipo de cazafantasmas del fallecido padre Pilón y ponente en los congresos Ciencia y Espíritu; el psiquiatra José Miguel Gaona, quien grabó psicofonías en el campo de exterminio nazi de Dachau  para que se emitieran en Milenio 3 y Cuarto Milenio; y el periodista y criminólogo Francisco Pérez Abellán, que sostiene que “investigar en la Universidad, investigar en la criminología e investigar como Iker [Jiménez] es lo mismo”.

A pesar de haber hecho numerosos intentos, no he conseguido esta mañana hablar por teléfono con nadie de la ULPGC para que me explique con qué criterios se ha cedido el paraninfo a este festival de la sinrazón, en el que otros años han participado expertos de la talla de Enrique de Vicente, el astrólogo Vicente Casannya y el cazafantasmas Pedro Amorós.

Platillos volantes y ciencia ficción, mañana en el trigésimo cuarto ‘Enigmas y Birras’ de Bilbao

2014 abril 11
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

Cartel anunciador del trigésimo cuarto 'Enigmas y Birras’ de Bilbao, dedicado a los ovnis y la ciencia ficción.“Ovnis y ciencia fición” es el título de la charla que dará el médico Ricardo Manzanaro en el trigésimo cuarto encuentro Enigmas y Birras de Bilbao, que se celebrará mañana en el restaurante KZ (Alameda San Mamés, 6) a partir de las 18 horas.

Como la mayoría de los aficionados a la ciencia ficción, Manzanaro se ha encontrado muchas veces con que, cuando confiesa su pasión por el genéro, le comentan: “¿Novelas de ovnis y esas cosas?”. “Es frecuente que se asocien los ovnis con la ciencia ficción. Es algo de lo que estoy cansado”, reconoce el presidente de la Asociación Vasca de Ciencia-Ficción, Fantasía y Terror (TerBi) y organizador de la tertulia mensual de aficionados de Bilbao, que tiene casi 20 años de vida.

“Casi todos los escritores de ciencia ficción han sido críticos con la creencia en ovnis, aunque algunos la han usado como recurso. Ya en 1939, el británico Eric Frank Russell se inspiró en las locuras de Charles Fort para su novela Barrera siniestra“, puntualiza Manzanaro, quien también lleva el blog Noticias de Ciencia Ficción. En su intervención, hablará de la opinión que los platillos volantes han merecido a algunos grandes autores y de cómo ha tratado la literatura y el cine de ciencia ficción el fenómeno ovni desde las invasiones marcianas clásicas hasta ahora.

Dense por invitados al trigésimo cuarto Enigmas y Birras de Bilbao organizado por el Círculo Escéptico y programado por Luis Miguel Ortega. La entrada es gratis, aunque cada asistente se compromete a hacer, al menos, una consumición como agradecimiento a los propietarios del establecimiento por la cesión de local.

Día Internacional del Agua con Azúcar Curalotodo, remedio también conocido como homeopatía

2014 abril 10
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

Viñeta de Jon A.U.Con motivo del natalicio de Samuel Hahnneman, se celebra hoy el primer Día Internacional de la Homeopatía o Día Internacional del Agua con Azúcar Curalotodo. Por eso, conviene recordar que esa práctica nunca ha demostrado su efectividad más allá del placebo, que es un timo. Sus principios -que lo similar cura lo similar y que, cuanto más pequeña es la dosis de una sustancia, mayores son sus efectos- van contra el sentido común, la experiencia cotidiana y el conocimiento científico. En 200 años, todos los experimentos científicos sobre el poder curativo de la homeopatía han resultado negativos.

La política de los colegios de médicos y farmacéuticos ante la homeopatía es la de quienes se doblegan a los intereses comerciales de multinacionales y profesionales que anteponen el negocio de la venta de azúcar a precio de oro a la salud de los ciudadanos. Otras prestigiosas organizaciones también amparan esta estafa. En enero de 2013 , pregunté a  la Academia de Ciencias Médicas de Bilbao (ACMB) por qué tiene una sección dedicada a la homeopatía. Prometieron una respuesta, pero todavía no me ha llegado.

Las autoridadse sanitarias deberían poner coto a una práctica que puede tener graves consecuencias para quienes confían en ella. Porque un remedio homeopático es tan curativo como el agua bendita, pero puede ser mortal. Al venderse como efectivo contra la enfermedad, puedengenerar en el paciente la sensación de que está poniendo remedio a un problema de salud y no necesita la siempre más incómoda medicina convencional, con trágicas consecuencias.

Recuerdo a los siempre desinteresados homeópatas que el ilusionista James Randi ofrece un millón de dólares desde hace más de una década a quien demuestre científicamente que la homeopatía funciona. Humildemente, yo daré 6.000 euros de mi bolsillo a quien lo pruebe. Lancé el reto en noviembre de 2011 a la médico homeópata María Ángeles Municio y, por extensión, a todo aquél que quisiera convencerme de las bondades de esa práctica. Sentado espero.

Si no tienen una opinión formada sobre la homeopatía, igual les ayuda el episodio que le dedicamos en la serie Escépticos de ETB:

“No soy geocentrista”, dice Kate Mulgrew, la capitana Janeway de ‘Star trek: Voyager’

2014 abril 9
Comentarios desactivados

“Todo lo que creemos que sabemos de nuestro Universo está equivocado…”, advierte la narradora. “Hay una crisis en la cosmología”, sentencia Michio Kaku. “Todas estas cosas son muy extrañas, y no sabemos por qué ocurren en estos momentos”, dice Lawrence Krauss. Así arranca el trailer de The principle, un documental que se estrenará este año en el que intervienen, además de los dos físicos citados, los cosmólogos George F.R. Ellis y Max Tegmark, el matemático y astrónomo Bernard J. Carr, el científico creacionista John Byl y el físico Julian Barbour. La narración corre a cargo de Kate Mulgrew, la extraordinaria capitana Janeway de Star trek: Voyager. Lo sorprendente es que el documental promueve una visión geocentrista del Cosmos.

Kate Mulgrew, como la capitana Janeway en 'Star trek Voyager'.“El productor ejecutivo de esta película y documental científico es el americano Robert Sungenis, doctor en teología y director de la Catholic Apologetic Internacional Publishing, y autor del libro Galileo was wrong: the Church was right“, explica en su blog Juan Carlos Gorostizaga, profesor de matemáticas de la Escuela Técnica Superior de Náutica y Máquinas Navales de la Universidad del País Vasco (UPV) y geocentrista y creacionista de la Tierra joven. Sungenis es anticopernicano, antisemita y niega el Holocausto. Una joya, vamos. La tesis de The principle es que no hay ninguna prueba de que la Tierra se mueva por el espacio y sí de que “es o está muy cerca del centro del Universo”. Krauss y Mulgrew han renegado en los últimos días de su participación en esta producción.

“No tengo ni idea de cómo terminé en ese estúpido documental geocentrista”, ha titulado Krauss su nota de rechazo en el blog Future Tense de la revista Slate. El físico y divulgador no sabe si sus declaraciones proceden de material de dominio público, han sido metraje comprado a alguna productora o le entrevistaron para The principle bajo engaño. “No recuerdo haber sido entrevistado para una película de este tipo y, por supuesto, si hubiera sabido cuál era su premisa, me habría negado”. Es posible que a Kaku le haya ocurrido algo parecido, aunque no he encontrado ninguna reacción oficial suya.

Por su parte, Mulgrew ha sido tajante en su página de Facebook:

Entiendo que haya cierta controversia por mi participación en el documental titulado The principle. Les aseguro que estoy completamente de acuerdo con el eminente físico Lawrence Krauss, quien se ha visto tergiversado en ese filme y ha escrito un sucinto rechazo en Slate. No soy geocentrista, ni, de ningún modo, defensora del geocentrismo. Más importante aún, no suscribo nada de lo que Robert Sungenis ha escrito sobre ciencia e historia y, si hubiera sabido de su participación, sin duda hubiera evitado este documental. Yo era una voz contratada y mal informada. Pido disculpas por cualquier confusión que pueda haber causado mi voz en este trailer.

No se extrañen. Lo más probable es que la narración del documental sea neutra y la carga de profundidad esté en las declaraciones e imágenes a las que dé paso, de las cuales Mulgrew no tuvo porque estar enterada para hacer debidamente su trabajo. El caso de The principle demuestra lo importante que es para los científicos no bajar la guardia y estar bien informados respecto a sus colaboraciones interesadas o desinteresadas. Nadie sabe dónde se esconde el Robert Sungenis, Iker Jiménez o Bruno Cardeñosa de turno.

Un misterioso destello en Marte

2014 abril 9
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

El destello captado por el ojo izquierdo de la NavCam de 'Curiosity' en la tarde marciana del 3 de abril. Detalle y la misma imagen tomada por el ojo derecho de la cámara. Fotos: NASA.

El laboratorio móvil Curiosity fotografió la semana pasada en el horizonte marciano una ráfaga de luz que salía disparada hacia el cielo. “Una fuente de luz artificial se vio esta semana en una foto de la NASA que muestra una luz que brilla hacia arriba desde… el suelo. Esto podría indicar que hay vida inteligente bajo el suelo y utiliza la luz como nosotros. No es un reflejo del Sol, ni tampoco un artefacto del proceso fotográfico”, escribía el lunes el ufólogo Scott Waring en Ufo Sightings Daily. ¿Abrieron imprudentemente los marcianos una puerta de su refugio subterráneo? ¿Estamos ante la prueba definitiva de que hay alguien ahí?

“En los miles de imágenes que recibimos de Curiosity, vemos destellos de luz prácticamente cada semana. Pueden estar causados por el impacto de rayos cósmicos [en las cámaras] o reflejos de la luz del Sol en superficies rocosas”, explica Justin Maki, del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL) y responsable del equipo encargado de la Cámara de Navegación (NavCam) del todoterreno. “Una posible explicación para el punto brillante en esta imagen es un reflejo del Sol en una roca. Otra, que un rayo cósmico impactara en el detector de luz de la cámara”, apunta la NASA.

Los destellos fueron captados el 2 y 3 de abril en dirección Oeste-Noroeste -la misma del Sol- por el ojo derecho de la NavCam, pero no por el izquierdo, como se ve en el montaje adjunto, hecho con imágenes del segundo día. “Por lo general, podemos identificar rápidamente el origen probable de un punto brillante en una foto en función de si se ve o no en las dos imágenes de un par estéreo. En este caso, no es tan sencillo, debido a que la visión de la segunda cámara estaba bloqueada durante el primer día”, ha indicado Maki.

El 8 de enero, también en Marte, apareció una piedra de la nada junto a Opportunity. Rhawn Joseph, un astrobiólogo aficionado partidario de la panspermia, presentó una demanda contra la NASA en un tribunal californiano por ocultar que la piedra era, en realidad, un ser vivo. Al final, la roca había ido a parar allí tras salir disparada al pisarla una de las ruedas del todoterreno.

Los regueros de sangre de la sábana santa: cómo hacer que un estudio científico diga lo que no dice

2014 abril 9
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

“Científicos dicen que el sudario de Turín demuestra que Jesús fue crucificado en una posición «muy dolorosa», con los brazos por encima de la cabeza”, anunciaba el jueves The Christian Post. No hay Semana Santa en la que algunos medios no enloquezcan interesadamente envueltos en la sábana santa, y éste caso es un buen ejemplo de ello, como lo fue hace tres años la resurrección de Willard Libby con unas declaraciones que nunca hizo contra la datación del carbono 14.

El forense italiano Matteo Borrini, de la Universidad John Moores de Liverpool (LJMU), presentó en febrero los resultados de un estudio sobre las implicaciones de los supuestos regueros de sangre de las manos del hombre de la sábana santa. Había concluido que encajaban sólo con una crucifixión en forma de Y, con los brazos sobre la cabeza, y no con la tradicional en forma de T, y así lo anunció en el 65º encuentro anual de la Academia Estadounidense de Ciencias Forenses (AAFS), celebrado en Seattle. “Habría sido una posición muy dolorosa que habría provocado dificultades para respirar”, reconocía la semana pasada en la revista New Scientist.

Ésa es la base de la información de The Christian Post, cuya autora comenta casi al final del texto que “la autenticidad del sudario de Turín ha estado en disputa desde hace mucho tiempo”; puntualiza que, aunque Borrini cree que la pieza es un fraude, también apunta que la hizo un experto porque los regueros de sangre se corresponden con los de una crucifixión real;  y recuerda que científicos italianos propusieron recientemente que la imagen fue creada por emisiones de neutrones consecuencia de un terremoto registrado en el año 33, fenómeno al que también achacaban el rejuvenecimiento de la tela al datarla mediante el radiocarbono. Y así un estudio escéptico se convierte, previo paso por el tamiz del fundamentalismo -el medio es altavoz de las confesiones cristianas estadounidenses más retrógradas-, en algo que respalda la idea de que “Jesús fue crucificado en una posición «muy dolorosa», con los brazos por encima de la cabeza”. Atentos a la jugada porque es probable que alguno de los medios ultracatólicos españoles la repita en los próximos días. ¿Pero qué es lo que hizo Borrini y con qué objetivo?

Un experimento escéptico

Para empezar, el forense es colaborador del Comité Italiano para el Control de las Afirmaciones de lo Paranormal (CICAP) y no cree que el llamado sudario de Turín envolviera el cuerpo de Jesús ni se imprimiera de forma milagrosa. “Es un fraude, pero una muy interesante obra de arte y del ingenio humano”, dice en New Scientist. Como curiosidad, se propuso averiguar si los pretendidos regueros de sangre de las muñecas encajaban con los de un crucificado. En sus experimentos, contó con la colaboración del químico italiano Luigi Garlaschelli, quien publicó en 1991 en Nature una posible receta de la famosa sangre de san Genaro y hace cuatro años replicó la sábana santa. Garlaschelli hizo las veces de crucificado, adoptando diferentes posturas con una cánula de la que manaba sangre colocada en el dorso de sus manos. La única posición en la cual el reguero coincidía con lo plasmado en la sábana santa era la de Y, muy parecida también a la que adoptaban las víctimas de torturas medievales, según recuerda Borrini.

La datación por radiocarbono de la sábana santa, hecha en 1988 por tres laboratorios de Estados Unidos, Reino Unido y Suiza, fechó “el lino del sudario de Turín entre 1260 y 1390 (±10 años), con una fiabilidad del 95%”, lo que implica que no pudo envolver ningún cuerpo en el siglo I. El resultado del análisis se publicó en la revista Nature y cuadra con el estilo pictórico de la figura y la historia de la presunta reliquia. No hay ninguna polémica científica sobre el origen medieval de la tela; sólo gritos desde las filas más crédulas de la fe. ¿Cómo hay que interpretar entonces los resultados del estudio de Borrimi? Puede tratarse de una coincidencia, como admite el científico, o de que autor del lienzo optara por una postura diferente a la clásica de la crucifixión, como han hecho otros artistas a lo largo de la Historia.

El titular de The Christian Post -”Científicos dicen que el sudario de Turín demuestra que Jesús fue crucificado en una posición «muy dolorosa», con los brazos por encima de la cabeza”- es falso, engañoso, una tergiversación. La única conclusión lógica sería la de New Scientist: “El sudario de Turín representa una crucifixión en forma de Y”.

Noé y el Diluvio

2014 abril 8
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

Russell Crowe interpreta a Noé en la película de Darren Aronofsky.

Vuelve el cine bíblico. Noé y su Diluvio han llegado ya a las salas; Moisés y su Éxodo lo harán en diciembre. Me apetece ver Noah y Exodus: gods and kings, de Darren Aronofsky y Ridley Scott, respectivamente. Las ficciones en las que se basan son parte de mi legado cultural, como la Ilíada y El Quijote. Por eso, creo que hay que conocerlas y que son susceptibles de todo tipo de versiones y visiones. “El Diluvio Universal formaba parte del acervo humano desde mucho antes de su incorporación a la tradiciones judía, cristiana e islámica. Nació en una Mesopotamia donde las inundaciones eran frecuentes y retrata a divinidades despiadadas que, como los hombres se portan mal, deciden acabar ¡con toda la vida de la Tierra!”, recuerdo en mi columna de la web del Comité para la Investigación Escéptica (CSI).

Sabemos que el relato bíblico de la gran inundación es una copia de otros anteriores babilónicos desde que, en 1872, el asiriólogo George Smith encontró en el Museo Británico la llamada Tablilla del Diluvio, del siglo VII antes de Cristo (aC). En ese trozo de barro, se narra cómo Utnapishtim de Shuruppak construye un arca y sobrevive a la catástrofe junto a su familia y animales de todas las especies. Con el paso del tiempo, los arqueólogos encontraron pruebas de que esa historia estaba, a su vez, basada en otra anterior en la que el héroe se llamaba Atrahasis de Shuruppak. El último hallazgo sobre los orígenes del relato bíblico lo ha hecho hace poco el asiriólogo Irving Finkel, conservador de los textos de la antigua Mesopotamia en el Museo Británico. Ha encontrado otra tablilla, del tamaño de un teléfono móvil y datada entre 1900 y 1700 aC, con las instrucciones para la construcción del arca ¡y ésta es circular!, como las embarcaciones usadas en la época en el Tigris y el Eúfrates. Lo cuenta en su libro The Ark before Noah.

Hablo de todo esto, y de algunas otras cosas más, en “Noé”, la undécima entrega de ¡Paparruchas!.

Gana 60.000 dólares en un mes con una exposición de un bigfoot de látex y pelo de camello

2014 abril 3
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

Rick Dyer con su bigfoot de pega. Foto: BigfootTracker.com.Rick Dyer, vendedor de coches de segunda mano, ha ganado 60.000 dólares en un mes con una exposición itinerante por Estados Unidos de un cuerpo de un bigfoot que en realidad habían hecho para él con látex, gomaespuma y pelo de camello. El fraude ha salido a la luz después de que uno de sus socios, Andrew Clacy, discutiera con él sobre la autenticidad de la pieza. “Me enfrenté al señor Dyer en Daytona por mis sospechas, y él admitió personalmente que el cuerpo de Hank [nombre del bigfoot] no era real, sino que lo había fabricado una compañía del estado de Washington”, declaraba el domingo Clacy al San Antonio Express-News.

El cuerpo del bigfoot, de 2,4 metros lo hizo el artista Chris Ruseell, dueño de la tienda de disfraces Twisted Toy Box de Spokane, quien en noviembre recibió el encargo del estafador. “Me dijo que el cuerpo se iba a usar en una película sobre matar al bigfoot”, explicó a Seattlepi.com. El muñeco debía  tener un aspecto deslucido, como si no se hubiera conservado bien. Hacerlo le llevó dos semanas. El precio no ha trascendido, pero algunos medios calculan que el muñeco pudo costar alrededor de 700 dólares, a cambio de los cuales Dyer ha conseguido unos 60.000, a 10 dólares la entrada a la exposición.

El estafador ha asegurado en Facebook que sus colaboradores lo sabían todo desde el principio y ha reiterado que él mató un bigfoot a las afueras de San Antonio (Texas) en septiembre de 2012, después de atraer al hombre-bestia con unas costillas de cerdo compradas en Walmart. Dyer ya anunció en 2008 que él y otro socio habían encontrado un cadáver de un bigfoot en los bosques de Georgia. Sin embargo, cuando presentaron el cuerpo congelado a la Prensa, resultó ser un disfraz de mono. Visto su historial, es cuestión de tiempo que vuelva a sacar los cuartos a los creyentes en el hombre mono americano.

El Santo Grial leonés: cuando la fe acapara titulares, la Historia salta por la ventana

2014 abril 2
Comentarios desactivados
por Luis Alfonso Gámez

Dos historiadores firman un libro en el que sostienen que el durante siglos venerado como cáliz de la Última Cena está en la basílica de San Isidoro de León. Casualidades de la vida, la investigación la han pagado la Junta de Castilla y León y la Fundación MonteLeón, así que todo queda en casa. Y los medios locales y confesionales están embriagados. A la habitual ausencia de espíritu crítico ante afirmaciones extraordinarias, se suma en este caso el plus de fervor que acompaña a casi toda noticia religiosa. Y así hemos leído en los últimos días titulares memorables como “El Grial mete a León en la leyenda”, “La reina doña Urraca de Zamora donó el Santo Grial a una iglesia de León”, “Historiadores aseguran haber encontrado el Santo Grial, la copa utilizada por Jesús en la Santa Cena”, “León escondía desde hace casi mil años el primer cáliz que se creyó que era de Cristo”  -un texto alejado del sensacionalismo beato, aún dando por bueno el estudio; la clave es el uso del verbo creer- y hasta “Franco bebió del Santo Grial en León”. Y Indiana Jones jugándose el tipo entre nazis… Pero vayamos con los hechos.

El cáliz de doña Urraca o Santo Grial de León. Foto: AFP.Margarita Torres, profesora de historia medieval de la Universidad de León, y el historiador del arte José Miguel Ortega del Río defienden, en su libro Los reyes del Grial, que el llamado cáliz de doña Urraca incluye la copa de la que los primeros cristianos creían que bebió Jesús de Nazaret en la última cena con sus apóstoles antes de ser apresado y crucificado. Dicen que la reliquia es el cuenco superior de ágata de la copa. Según dos pergaminos consultados por los autores en la biblioteca cairota de la Universidad de Al-Azhar, la pieza estaba formada en un principio por un cuenco de ágata de época grecorromana y permaneció durante siglos en la iglesia del Santo Sepulcro. Tras el saqueo de ésta, acabó en manos del califa de Egipto, que se la regaló en el siglo XI al emir de la taifa de Denia como agradecimiento por haberle auxiliado con víveres durante una hambruna. Poco más tarde, el emir se la envió como muestra de buena voluntad a Fernando I de León (1016-1065), y con el paso del tiempo la pieza llegó a su hija Urraca (1033-1101). Ésta recubrió el cuenco con oro y piedras preciosas, dando lugar a un cáliz que está en la basílica de San Isidoro de León desde hace casi mil años.

Los autores de Los reyes del Grial, que saldrá a la venta el lunes, aseguran que pueden demostrar “científicamente” que “la copa que la comunidad cristiana de Jerusalén en el siglo XI consideraba que era el cáliz de Cristo se encuentra ubicada en la basílica de San Isidoro de León”. Habrá que leer el libro para ver si lo hacen, pero que esa pieza fuera la que los cristianos de Jerusalén o los autores de los pergaminos consultados consideraban el cáliz de Cristo no implica que lo fuera realmente. También hoy podemos afirmar que la sábana santa de Turín es la tela que se exponía en Lirey (Francia) en el siglo XIV, aunque sabemos que no pudo cubrir el cuerpo de Jesús de Nazaret, tal como demostró el análisis del radiocarbono en 1989. Si los autores de Los reyes del Grial van más allá y sostienen que estamos ante la copa usada por Jesús en la Última Cena, como ha recogido la Prensa en algunos titulares, estaríamos ante un ejemplo de  pseudohistoria.

Estos días se ha recordado que fue el arqueólogo Antonio Beltrán el primero que encontró “sorprendentes analogías arqueológicas” entre el Santo Grial y el cáliz de doña Urraca, y también “el primero que las utilizó en favor de la autenticidad del Cáliz de la Cena”. Pero es que Beltrán también dictaminó en su día que la pieza superior del Santo Cáliz de Valencia -otro candidato a Grial- databa del cambio de era y “bien pudo estar en la mesa de la Santa Cena y ser la que Jesucristo utilizó”. En julio de 2006, Benedicto XVI veneró la copa de Valencia y la utilizó para oficiar misa. Torres y Ortega del Río reconocen que sólo en Europa hay unos 200 griales. El de León es uno más.

La mayoría de los historiadores considera el Santo Grial una leyenda de origen celta, vinculada a los míticos recipientes que proporcionaban alimentos en abundancia y asimilada por el cristianismo en la Edad Media. Quien primero habló del Grial como tal fue Chretién de Troyes en el poema de Perceval, del siglo XII, donde no queda claro qué tipo de recipiente es. Posiblemente poco después, el cuerno de la abundancia se transmutó en el cáliz de la Última Cena y el recipiente en el que José de Arimatea habría recogido la sangre de Jesús de la herida abierta por el lanzazo del soldado romano. Así habría empezado la leyenda que vincula la copa a Jesús de Nazaret y dio lugar a la multiplicación de griales en una Edad Media en la que la fabricación de reliquias fue una muy rentable industria y llegó a haber decenas de, por ejemplo, santos prepucios. El Santo Grial de León es tan auténtico como la pluma de arcángel -no está claro si de san Miguel o san Gabriel- guardada en el monasterio valenciano de Liria.

elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.