Energía personal

A todos nos ha ocurrido, que en ocasiones nos levantamos cansados, creyendo que no tenemos motivos especiales para estar cansados.

Nuestra mente genera una energía, la cual nos da esa fuerza para vivir el día a día.

Generalmente los pensamientos negativos, el mal humor, las preocupaciones, el estrés nos hacen perder esa energía que genera nuestra mente.

Todos conocemos esas personas, que siempre tienen siempre una sonrisa en la cara, unos ojos brillantes, irradiando alegría y buen rollo, por donde pasan y también conocemos a esas personas, que suelen apalancarse en un rincón, contestan con monosílabos, suelen estar de mal genio, así como su mirada suele ser triste.

En estos dos tipos de personas, se dividen las personas que tienen bien canalizada esa energía, que nos genera nuestro cerebro o es desgastada por los malos sentimientos y los problemas.

Recuerdo que no hace muchos años, por las mañanas, cuando marchaba al trabajo iba mentalizado, en la hora de salir, en que me apetecía más quedarme en la cama, en que tenía sueño, etc.

Ciertamente todos los días marchaba al trabajo, cansado, con sueño y sin ganas.

En cambio, algún texto que leí (no recuerdo cual), me hizo pensar que si miraba lo positivo de ir a trabajar, quizás, fuera más feliz yo.

La cuestión es que actualmente me suelo levantar sin despertador, alrededor de dos horas antes de ir al trabajo, me preparo y tomo mi café, leyendo periódicos en el ordenador, además de vaciar mi correo (solo lo miro, salvo contadas excepciones) una vez al día, no hay que estar todo el día revisando el correo.

Después de ya estar despejado y tranquilo, con mi café en mi barriga, salgo para el trabajo, pudiendo ir de dos maneras…

Una manera, sería como antes, pensando que llegare, el jefe gritara por algo, me agobiara, los problemas del trabajo, etc, (esto sería la forma que utilizaba antes).

La forma correcta sería, (desde mi punto de vista), pensar en lo positivo del trabajo, que también tiene muchas cosas.

-Te relacionas con los compañeros (si vas de buen rollo, eres amigo de todos, si vas de mala leche todos son tus enemigos).

-Me gusta pelearme, solucionando problemas electromecánicos (trabajo en ello), no es lo mismo amargarse por ser dificil encontrar un problema, que disfrutar dando vueltas a un esquema, intentando descifrar el problema o incluso tener que pedir ayuda a alguien que sepa más que tu sobre el tema.

Curiosamente, el problema es el mismo, pero no sienta igual solucionarlo desde un punto de vista que desde el otro.

En la web “actosdeamor” he visto el apartado “Los campos de energía y tu” que lo he visto interesante e intentare resumíroslo.

Nos cuentan:

El Universo es energía pura, todo es energía y nosotros debemos saber percibirla.

Einstein nos mostro, que lo que consideramos materia sólida, curiosamente, consiste en espacio vacío, cada vez que miramos un objeto a través de un microscopio más potente, descubrimos más cosas, más pequeñitas.

Lo más curioso, sin profundizar mucho en la materia, es que todo lo que vemos y tocamos está compuesto por átomos y estos a su vez, por una gran cantidad de espacio vacío.

Un átomo es una bolita que agrupa protones y neutrones, para hacer una comparación de su tamaño, imaginaremos que esta bolita es del tamaño de una pelota de futbol.

Alrededor del átomo (la pelota), giran a su alrededor los electrones (esas bolitas que nos permiten iluminar una bombilla), los electrones tendrían el tamaño de un guisante.

Ahora viene lo más sorprendente, el espacio que ocupan el átomo (la pelota) y sus electrones (sus guisantes) sería el del campo de futbol entero.

Si, ciertamente, la materia tan sólida que estamos acostumbrados a ver, básicamente es un espacio vacío.

Si el átomo es lo más pequeño (que no lo es), ahora miremos lo más grande (que no sabemos si lo es) el Universo…

¿Le veis alguna similitud a nuestro átomo y al Universo?

Todo en continuo movimiento, con sus electrones dando vueltas alrededor de sus átomos al igual que los satélites dan vueltas alrededor de sus planetas…

La web actos de amor nos recomienda, para notar la energía de los arboles que paseemos por ellos en la puesta de sol.

También nos recomienda ir con el estomago vacio, y a poder ser dejar de comer carne, hacerse vegetariano (eso sí que va a ser que no, el que os escribe es carnívoro).

Los seres humanos tenemos déficit de energía y nos dedicamos a robársela a otros humanos, por esa falta de energía nos sentimos débiles, inseguros y vacios.

Desde luego este punto no lo comparto, aunque las personas no somos unos santos, opino que esta energía es contagiosa, la positiva genera bien estar a quien la emite, así como a quienes la reciben, la negativa genera mal estar a quien la emite y a quienes le rodean.

Pienso que esta energía, es una especie de energía como la que hace girar a la Tierra, una especie de movimiento continúo que puede (por decirlo de alguna forma), girar hacia la izquierda o la derecha, de nosotros depende que sea positiva o negativa (como de cómo conectemos los cables una corriente eléctrica, para que esta sea positiva o negativa).

 

Facebook Twitter Stumbleupon Delicious More More More
elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.