Tortilla de patata y calabacín

En esta ocasión os presento un tortillón riquísimo, con el cual comeremos media semana Silvia y yo.

El otro día prepare un “Pollo con patatas asadas” y como poner dos patatas en lugar de una sola patata costaba poco trabajo, pues aproveche para poner una patata de mas, pensando en esta receta.

Los que deseéis realizar esta receta, podéis poner la patata cocida o frita y sin problema, aunque de esta forma nos ahorramos cocinar la patata y aprovechamos el sabor el pollo.

Como veis en la foto, es un clásico que el centro de la tortilla se me queme, y eso que con esta me esforcé en que no se quemara, pero no hay forma, quemao en el centro y crudo en los bordes… y eso que la hice a fuego lento y tapada…

 

Ingredientes (6-8 personas):

 

8 huevos

1 calabacín

1 patata gorda

Aceite

1 chorrito leche

Sal

 

Preparación:

 

En un recipiente lo suficientemente grande colocamos los huevos, la sal y la leche y batimos.

Troceamos el calabacín y lo freímos en un poco aceite hasta que este blandito (sin pelarlo, la piel también es comestible).

Troceamos la patata que ya la tenemos cocida (si no la tenemos cocida, podemos freírla o cocerla).

Añadimos a los huevos la patata y el calabacín troceados, mezclamos bien y dejamos reposar 10 o 15 minutos, para que las verduras se impregnen bien del huevo.

Volcamos todo el contenido en una sartén con un poco de aceite y realizamos la tortilla.

Esta riquísima tanto fría como caliente.

 

Remolacha con zanahoria y nata

Como el otro día realizando la receta de  “Estofado de ternera con remolacha y habas” me sobro medio bote de remolacha, pues para algo tenía que usarse…

Además también tenía sobrantes unas zanahorias peladitas y cocidas…

Pues pensé que se podría hacer una sencilla y rápida receta, sin complicarme la vida, aunque para otra ocasión, le añadiría unos taquitos de bacón o jamón, para mi paladar, que me gustan sabores fuertes, quedo demasiado suave.

 

Ingredientes (2 personas):

 

150 g de remolacha cocida rallada

4 zanahorias peladas y cocidas

250 cl de nata para montar (en cocina siempre uso de montar que vale para cocinar y montar)

Queso rallado parmesano

1 huevo duro

Sal

 

 

Preparación:

 

Este plato sí que no tiene ningún secreto.

En primer lugar preparamos las cazuelitas de barro.

Cortamos las zanahorias en rodajas (yo use una especie de cuchillo que las corta con unas estrías en zig zag, pero no es indispensable).

Sobre las zanahoria con un poco de gracia colocamos la remolacha, dejando espacio en el centro para el huevo duro.

Pelamos y lavamos el huevo duro, lo cortamos por la mitad y colocamos una de sus mitades en el centro de cada cazuelita.

Rociamos con abundante queso rallado y gratinamos hasta que el que se dore antes de servir.

Remolacha con naranja y queso

 

En esta ocasión traigo un mix entre ensalada y postre, la idea es de “El blog de Elia” en su receta “Ensalada de remolacha con naranja”, como combinar queso fresco, naranja y remolacha, no es lo suficientemente raro, yo le he añadido… gominolas (falta probarlo).

 

Ingredientes (2 personas):

 

1 naranja

2 rodajas de remolacha cocida

2 rodajas de queso fresco

2 cucharadas de miel

2 chorritos de limonada

Aceite de oliva

Gominolas varias

 

Preparación:

 

Pelamos y cortamos la naranja en 4 rodajas.

Colocamos las rodajas de naranja en sendas cazuelitas de barro.

Cortamos dos rodajas de queso fresco de medio dedo aproximadamente y las colocamos sobre las naranjas.

Cortamos dos rodajas de remolacha y con un cortapastas le damos la figura deseada (yo elegí una estrella) y la colocamos sobre el queso, reservamos los recortes para alguna otra receta.

Ahora colocamos una cucharada sopera de miel sobre sobre cada figurita de remolacha.

Decoramos con gominolas al gusto.

Y rociamos con un poco de aceite de oliva.

A la nevera, para servir fresquito y a cruzar los dedos a saber a qué sabe el invento.

 

Higos con mango

Con este postre, la verdad, poco tenemos que trabajar, pero os aseguro que queda riquísimo.

 

Ingredientes: (2 personas):

 

1 mango (maduro)

8 higos

2 cucharadas de azúcar

 

Preparación:

 

Preparamos dos cazuelitas de barro.

Pelamos el mango, lo troceamos y lo repartimos entre ambas cazuelitas.

Cortamos el rabillo de los hijos y cortamos estos en cuatro partes cada uno.

Repartimos los higos sobre las dos cazuelitas que contienen el mango.

Sobre los higos colocamos una generosa cucharada sopera de azúcar.

Quemamos el azúcar con el soplete de cocina.

Reservamos en la nevera hasta la hora de servir.

 

Esvastica nazi

Estamos acostumbrados a relacionar la cruz gamada o esvástica con los nazis, pero realmente esa cruz tiene otro significado muy anterior a la existencia de Alemania.

La esvástica no es otra cosa que una cruz en movimiento giratorio y puede tener dos sentidos de giro.

La esvástica proviene de la lengua sanscrita, su traducción seria “felicidad, el placer y la buena suerte”, siendo su primer uso conocido en los textos de Ramayana y Mahabharata.

Esvástica dextrógira es la que gira hacia la derecha (sentido horario).

Esvástica levógira  es la que gira hacia la izquierda (sentido anti horario).

En cambio las esvásticas islámicas y maltesas parecen más hélices que realmente esvásticas.

La esvástica consiste en uno de los amuletos más antiguos y conocidos desde la época neolítica.

Según un mito occidental la esvástica con los brazos doblados hacia la izquierda, significa un augurio nefasto.

Si estos mimos brazos de la esvástica están doblados hacia la derecha, es un signo de buena suerte.

Se considera de la esvástica proviene del hinduismo, donde al parecer el mito occidental de los párrafos anteriores, no tiene ningún significado.

La versión más corriente de esvástica para los hinduistas de la India y el Nepal es la dextrógira, aunque utilizan ambas.

En cambio los budistas suelen utilizar básicamente la esvástica levógira.

Realmente la cruz gamada no es otra cosa que un símbolo místico de diversas culturas en diferentes épocas.

Los Indios Hopi, son un pueblo que casi fue erradicado del planeta, que actualmente viven en una reserva estadounidense, denominada Hopi reservation, según su tradición, la Historia de la Humanidad está dividida en unos periodos que ellos denominan Mundos, los cuales están separados  por diversas catástrofes naturales, el primer Mundo desapareció bajo las fauces del fuego, el segundo fue sepultado por el hielo, el tercer Mundo se ahogo bajo el agua, actualmente estamos en el cuarto Mundo que está llegando a su fin, lo cual dará paso a un cercano nuevo Mundo.

También los Indios Hopi, se relacionaban con los katchinas, que procedían de las estrellas y se desplazaban en escudos voladores…

Para los Indios Hopi de Arizona, la esvástica simboliza la migración.

Aunque realmente, la cruz gamada, ha sido utilizada por culturas tan dispares, como los aztecas, los celtas, los budistas, los griegos e incluso los hindúes.

Las primeras formas similares a la esvástica están presentes en cerámicas datadas unos 4.000 años antes de Cristo.

Alrededor de unos 3.000 años antes de Cristo, hinduistas y budistas comenzaron a utilizar la cruz gamada como uno de sus símbolos.

Los Kuna Yala, que actualmente residen en Panamá, en el archipiélago de San Blas utilizan una bandera de color naranja con una esvástica negra en el centro de ella.

La cultura mochica, que habitaban Panamá entre los siglos II antes de Cristo y el siglo VII antes de Cristo, entre sus cerámicas destaca una vasija con la figura de una cruz gamada, la cual puede admirarse en el museo de sitio Huaca Rajada de Sipán, situado a unos 900 km de Lima, en teoría esta esvástica representa un elemento geométrico del movimiento permanente de los ciclos de la vida.

También la esvástica, para las culturas andinas simboliza el dios del viento y del agua, sin ninguna relación con la política.

En la India es muy utilizada la cruz gamada, que fue introducida por los reyes hindúes, se utiliza en ceremonias religiosas y civiles, estando decorados con esvásticas muchos tempos indios, siendo también utilizadas en sus bodas, fiestas y celebraciones.

También la esvástica es un símbolo muy común en toda Indonesia.

En Europa, la esvástica aparece ya en la prehistoria, estando presente en cerámicas de Troya y de Chipre, en cambio no aparece en el antiguo Egipto, Asiria, ni Babilonia.

En el siglo XX, se utilizaba la esvástica en muchas partes del mundo, considerada símbolo de buena suerte y éxito.

En los países nórdicos la esvástica se asocia con la Runa, el Gibur o el Gebo (discos o monedas de tierra cocida).

La primera vez que la esvástica fue utilizada con significado alemán, fue el día 25 de diciembre del año 1.907, cuando la sociedad secreta de la Orden de los Nuevos Templarios, fundada por Adolf Joseph Lanz von Liebenfels, utilizo una bandera amarilla con una esvástica y cuatro flores de lisn en el castillo austriaco de Werfenstein.

Los nazis adoptaron la esvástica como símbolo en el año 1.920, aunque ya los movimientos nacionalistas alemanes (völkisch),  lo habían utilizado con anterioridad.

Hitler consideró la esvástica como el símbolo de la lucha por la victoria del hombre ario.

A causa de ser adoptada la cruz gamada como símbolo del Partido Nazi, actualmente consideramos la esvástica como símbolo del racismo, fascismo, la supremacía blanca aria, la II Guerra Mundial y el Holocausto.

Actualmente la esvástica es el símbolo de los neonazis, la legislación alemana prohíbe y sanciona (en la actualidad), la utilización en público de la cruz gamada, así como de otros símbolos nazis.

Volovanes con gambas al ajillo

Esta es una receta de aprovechamiento, ya que prepare el otro día unos volovanes para un concurso y me pegue un faenon, ahora se trata de trabajar poco pero seguir comiendo parecido.

La receta a la cual me refiero es “Volovanes con patatas bravas”, cuando la prepare, por el mismo trabajo hice comida de más y tenía las bases para realizar una receta similar (o diferente) pero trabajando poquito.

 

Ingredientes: (2 personas):

 

2 volovanes

Gambas al ajillo (si no sabéis prepararlas cuento como hacerlas)

Judías cocidas (coci más de un kilo para diversas recetas que compre por un euro)

2 huevos de codorniz cocidos

Queso de oveja

Sal

Aceite

 

Preparación:

 

Como supondréis la realización de esta receta partiendo de todo hecho es rapidísima, simplemente, montar el plato y gratinar, hasta que el queso este fundido.

Pelamos los huevos de codorniz, los lavamos e introducimos en el centro de cada volován.

Alrededor de cada huevo rellenamos con las gambas al ajillo.

Colocamos cada volován en una cazuelita de barro.

Alrededor de cada volován rellenamos cada cazuelita de judías verdes cocidas.

Tapamos cada uno de los volovanes con un cuadradito de queso de oveja.

Como me sobraron aun gambas al ajillo, las que me sobraron las coloque sobre las judías verdes.

Salamos y rociamos generosamente de aceite de oliva.

Gratinamos a partir de horno frio 160º unos 10-15 minutos (hasta que el queso se funda) y comemos calentito.

Nota (preparación de las gambas al ajillo):

Pelamos y fileteamos unos ajos y los freímos en un sartén con un poco de aceite.

 

Cuando los ajos empiecen a tomar color, agregamos las gambas peladas dándoles unas vueltas, cuando estén casi listas, le ponemos perejil fresco picadito por encima, les damos unas vueltas más y retiramos del fuego.

Cañas de calabaza

La idea de realizar este rico postre (que casi se me convierten los postres de horno en carbón) proviene de la web “Ensucrat” en su receta “Canyes de platan, fruts secs i mel” y a pesar de pasarme en el horneado, quedó delicioso y es muy simple de realizar.

 

Ingredientes (para 4 cañas)

 

1 lamina rectangular de hojaldre congelado

200 g de calabaza cocida

Miel

Un puñado de avellanas tostadas troceadas

Estrellitas de azúcar de colores para decorar

 

Preparación:

 

Dejamos descongelar la lámina de hojaldre.

La estiramos sobre un papel de hornear para que no se nos pegue y la cortamos en cuatro partes.

Dividimos mentalmente en dos (longitudinalmente) cada porción de hojaldre.

Colocamos una cucharada de miel sobre la mitad de cada trozo de masa.

Sobre la miel repartimos la calabaza.

Sobre la calabaza distribuimos las avellanas troceadas y tostadas.

Sobre las avellanas colocamos otra cucharada de miel.

Enrollamos la masa de forma que quede el relleno completamente cubierto por la masa de hojaldre, sellándola apretando los bordes.

Colocamos sobre la bandeja del horno y espolvoreamos con las estrellitas de colores.

Horneamos unos 20 minutos a 160º.

Para darle color, gratinamos unos 10 minutos más.

Tortilla de esparragos y lombarda

En esta ocasión os presento unas curiosas tortillas en formato individual realizadas con espárragos y un trocito de lombarda cocida que me sobró de otra receta.

 

Ingredientes (6 porciones):

 

1 manojo de espárragos

1 trozo no muy grande de col roja (lombarda)

5 huevos

Sal

Curry

Leche

Aceite de oliva

 

Preparación:

La preparación de esta espectacular receta es muy simple, pero si la presentas con una poca gracia en la mesa te quedas con los comensales…

En primer lugar cocemos los espárragos (yo ya los tenia cocidos), desechamos la parte dura y los troceamos.

Cocemos la lombarda (también la tenía cocida) y la troceamos.

Batimos los huevos, le añadimos sal, curry, un chorrito de leche y un generoso  chorro de aceite, mezclando bien.

Añadimos al huevo los espárragos y la lombarda troceada.

Volvamos el contenido de la mezcla en moldes de silicona, envolvemos con plástico de cocina e introducimos en el microondas a máxima potencia, una tanda de 10 minutos y otra de unos 5, pero dependen mucho los tiempos del tipo de microondas y de la cantidad de comida que este contenga.

Después cuando veamos solidas nuestras mini tortillas, les damos la vuelta y les damos otra tanda de unos 5 minutos para que se doren por la base.

Si opinamos que están poco hechas les damos 2-3 minutos más.

Dejamos enfriar un poco, sacamos el plástico y montamos el plato como gustemos.

Yo no me complique la vida, las serví tal cual, acompañadas de una ensalada y taquitos de jamón y queso, pero la presentación se puede mejorar mucho, aunque en este caso la dejo a vuestra imaginación.

Gazpacho de remolacha

Antes que nos llegue el frío, aprovecho a realizar el que creo que será el último de la temporada, pero este es raro entre los raros.

La culpable de que realice este gazpacho se llama Elisa, del blog “Que no te falte perejil” y que además gano un premio con él, felicidades de nuevo por mi parte.

Elisa titula su receta “Gazpacho de remolacha y Ganadora del Sorteo de los Telares del Sil”.

La verdad es que con este gazpacho, poca variación le he realizado, solo he modificado las cantidades, que tampoco quería comer gazpacho toda la semana y además del sabor de la remolacha, tampoco me fiaba mucho… ya lo comprobareis, aunque el resultado, antes de ponerse fresco, para mi gusto ha quedado estupendo.

 

Ingredientes (4 personas):

 

3 tomates maduros medianos

1 rebanada de dedo y medio de grosor de remolacha

1 pimiento morrón pequeño rojo (lo suyo sería ponerle la mitad, por no dejar trozos por la nevera, pues a la cazuela)

1 huevo duro

1 diente de ajo

Aceite

Sal

Vinagre

Pensaba sustituir la nata por un vasito de leche, pero se me olvido ponerlo, así que sin leche se quedó.

 

Preparación:

 

Apañamos un recipiente lo suficientemente grande para que nos quepan sobradamente los ingredientes para que la batidora no nos salpique mucho.

Lavamos y troceamos los tomates.

Cortamos a cuadraditos la remolacha y limpiamos todo (parece mentira que manche tanto), uniéndola a los tomates.

Troceamos el pimiento y también al recipiente, desechando las semillas y el rabito.

Pelamos y lavamos el huevo cocido, troceándolo y juntándolo con el resto de los ingredientes.

Pelamos el diente de ajo, lo fileteamos y con los demás.

Añadimos la sal, el aceite el vinagre y trituramos todo muy bien.

Si os queda muy espeso podéis añadirle agua para que adquiera la textura deseada, yo prefiero comerlo sin añadirle agua, mojando sopitas, pero este no sé si mojare sopitas o lo comeré a cucharadas, ya se verá cuando lo cate fresco.

La verdad es que los gazpachos que venden en los supermercados (los que yo he probado), son para mi gusto muy líquidos, además de generalmente tener demasiado sabor a vinagre, eso solo se puede beber.

Lo reserváis en el frigorífico y servís bien frío.

Consejo, a la hora de servir podéis ponerles unos cubitos para mantener su frescura (yo a no ser que sea un día de mucho calor, no pongo cubitos, cuanto más espesito mejor).

La cámara de los Registros

Imaginémonos en el antiguo Egipto, más concretamente en las pirámides de Giza, delante de una de estas pirámides se encuentra la Gran Esfinge…

A todos nos sonara la Atlántida, un antiguo continente que según algunos especialistas, ayudaron a la construcción de las pirámides.

Las pirámides es otro tema extremadamente curioso e interesante que aún no he tocado y es demasiado extenso para desarrollarlo en este post, pero os realizare un pequeño adelanto…

Las pirámides son un enorme monumento funerario, eso es lo que generalmente se cree, pero siendo un simple elemento funerario…

¿Por qué tienen todas, la misma forma y orientación?

¿Por qué hay túneles que las comunican entre ellas? Seria para que los difuntos, cuando se aburrieran, visitaran al difunto vecino sin ser vistos…

¿Funcionan las pirámides que se han realizado a escala como bombas de agua?… cuentan que sí…

¿Cómo es posible que sus arquitectos conocieran el numero “pi” (conocido como 3,1416, tiene un número infinito de decimales, pero realmente es 3,1415, pero por el redondeo se queda en 3,1416) lo curioso que los egipcios sabían el número exacto, cosa que con lo adelantados que estamos, nosotros no sabemos…

Si nos desviamos del tema de las pirámides, también podemos afirmar que los egipcios conocían la circulación de la sangre, en cambio Miguel Servet cuando publico un libro afirmando la circulación de la sangre pulmonar, la Santísima Inquisión lo quemó…

Bueno después de este paseo por los cerros de Úbeda, regresamos a nuestra Esfinge de Giza y nos centraremos en el tema del artículo de hoy…

A los pies de la Esfinge de Giza, supuestamente, se encuentra la Cámara de los Registros, cámara donde se supone que se guardan pruebas de la existencia de una civilización anterior a la faraónica y muy avanzada, vinculada con la Atlántida…

Año 1.924, el Dr. John Kinnaman y el egiptólogo Flinders Petrie, relataron que se introdujeron en un túnel, localizado al sur de la Gran Pirámide, el cual les llevo a un recinto, situado a gran profundidad, donde observaron unas máquinas desconocidas junto con prismas de cristal.

El día 29 de octubre del año 1.933, Edgar Cayce que según afirman tenia dotes de clarividencia y percepciones extrasensoriales, a la edad de 23 años se quedó mudo y solo volvió a hablar hipnotizado, en una de sus cerca de 15.000 lecturas, refiriéndose a la Cámara de los Registros:

“Allí dentro se encuentra una Biblioteca  (llamada también el Salón de los Registros) que custodia el registro de los acontecimientos transcurridos en la Atlántida desde los tiempos en que la Esfinge fue edificada, así como los logros de su portentosa civilización.

También alberga un registro de los contactos que esta mítica civilización tuvo con otras naciones, así como la crónica de la destrucción del mítico continente y los cambios que se produjeron en el mundo como consecuencia.

La biblioteca guarda registros de cómo se construyó la gran pirámide de Keops, que junto con la Esfinge no son más que copias de objetos ya existentes en la Atlántida, ahora sumergida.

Pero la Atlántida resurgirá de nuevo del fondo de los océanos.

La Esfinge ha sido desde su construcción el centinela que guarda el secreto y el acceso a la biblioteca, a la cual nadie tendrá acceso hasta que llegue el tiempo adecuado”.

El gobierno egipcio niega la existencia de esta cámara, al parecer por el nacionalismo egipcio, ya que si se descubren estos documentos se demostraría que no fueron los egipcios los que realizaron estas obras de la meseta de Giza.

También Cayce profetizó que la Cámara de los Registros seria abierto entre los años 1.996 y 1.998, coincidiendo con la segunda venida de Cristo.

Edgar Cayce dató la cultura egipcia alrededor del año 10.500 antes de Cristo, dato que más tarde confirmarían Robert Bauval, Graham Hacook, Jhon Antony West, Robert Schoch y Thomas Dobecki.

Edgar Cayce también dijo que existe un túnel que comunica la pata derecha de la Gran Esfinge con la Cámara de los registros, desde hace años está demostrado que debajo de la Gran Esfinge hay pasadizos y cámaras secretas con información.

Año 1.987 con un sistema para buscar cavidades, un equipo japonés descubrieron tres cavidades alrededor de la Gran Esfinge.

Año 1.988, otro equipo japonés, en este caso bajo las dirección del Profesor Yoshimura también detectaron una cavidad fuera del pasadizo de la Cámara de la Reina, otra gran cavidad, detrás de una de las paredes de la Cámara de la Reina y un túnel localizado fuera de la pirámide y parece pasar por debajo de la estructura.

Mes de Octubre del año 1.992, también fueron detectadas cavidades y túneles debajo del conjunto de Gizeh, por el Profesor Jean Kerisal.

Entre los años 1.991 y 1.993, bajo la dirección de Jhon Anthony West, Dr. Robert Schoch y Thomas Dobecki, realizaron una serie de expediciones con las siguientes conclusiones:

Geología:

La Gran Esfinge fue tallada hace unos 12.000 años, la fecha “oficial” es de unos 4.500 años.

Sismografía:

El estudio sísmico afirma la existencia debajo de la Gran Esfinge de varios túneles y cámaras.

Año 1.933, Jhon West y su equipo, son expulsados por el inspector jefe de las antigüedades de las Pirámides y la Esfinge, Dr. Zahi Hawass, al parecer por la “sugerencia” de que la fecha en la cual se esculpió la Gran Esfinge, podría ser anterior a la existencia de la propia civilización Egipcia (ciertamente, si los egipcios tenían estos conocimientos ¿cómo los olvidaron?).

Año 1.995 Jhon West y Robert Schoch, solicitaron reanudar las investigaciones siendo esta solicitud ignorada.

En el año 2.008, Andrew Collins en su expedición, demostró la existencia de un complejo sistema de túneles y cámaras situados bajo las pirámides, curiosamente dos años más tarde niega estas afirmaciones, pero aun es más curioso, que donde supuestamente estaban los túneles que descubrió y después desmintió Collins, se les están colocando cables con energía eléctrica… investigación que se está realizando en secreto.

elcorreo.com

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.